¿Cuesta de enero?

¡Dale la vuelta!

 

¿Te ves en aprietos porque es el comienzo de un nuevo año y estás más gastado de lo que esperabas?

Es normal que en diciembre los gastos de la cena de Navidad, Año Nuevo, los regalos o intercambios, uno que otro “gustito” que te diste y quizá el gasto por irte de vacaciones; te hayan dejado un poco ahorcado.

Es un buen momento para analizar qué gastos pudiste haber evitado en esta temporada. Pensar en ello, no cambiará las decisiones que tomaste, pero sin duda, puede aclarar el panorama de lo que harás más adelante.

No te angusties más y comienza a planear lo que harás para salir del bache. Como cada año, te damos las recomendaciones pertinentes para esta temporada. ¡Tómalas en cuenta!

 

Entre deudas te veas…

  • Pon fin a tus deudas

Si compraste artículos a varios meses sin intereses como el árbol de Navidad o las series de luces, pon fin a la deuda de una vez por todas. No es recomendable que adquieras productos cuya vida funcional es más corta que el tiempo en que terminarás de liquidarlos. No importa que los pagos que realices cada mes sean pequeños, pues aun así estás comprometiendo una parte de tus ingresos.

  • Haz un plan de pagos

Piensa en la deuda que genera más intereses o en la que más te pesa y comienza por aportar un poco más de lo normal. Si se trata de algún crédito y sólo estás pagando el mínimo, recuerda que únicamente estás cubriendo la parte de intereses y no aportas algo sustancioso al capital. Presta atención a esta parte para que no resulten afectadas tus metas financieras, ahora que el año está comenzando.

  • Evita contraer más deudas

Si eres de las personas que acostumbra pedir préstamos para saldar otras deudas, es momento de abandonar ese mal hábito. Date cuenta que no estás resolviendo las cosas sino que obtienes más deudas que seguro irán en aumento con el paso del tiempo. Si es necesario, busca apoyo para que cumplas cada uno de tus compromisos y tu historial crediticio no se vea afectado.

 

Elabora un presupuesto

¿Cuánto tengo?, ¿Cuánto gastaré?, ¿Cuánto me sobra? Para saberlo con precisión es importante la elaboración de un listado con tus ingresos y gastos, es decir, un presupuesto. Una vez realizado, elimina las cosas de las que puedes prescindir y destina una parte importante al pago de tus deudas. Es importante que aprendas a no salirte del mismo para equilibrar tus finanzas.

 

Invierte en el ahorro

Si tienes en mente hacer algunos cambios en tu hogar como lámparas o electrodomésticos, antes de adquirirlos, revisa las características y beneficios que te ofrecen. Puedes elegir, por ejemplo, aquellos que ahorren energía para que a la larga te ahorren dinero también.

 

Cuida la comida

Planifica un menú semanal. Al echarse a perder la comida, estás tirando tu dinero a la basura, toma en cuenta que este mes suelen subir los precios de los alimentos y tu gasto será mayor. Si planificas la comida por semana, será más fácil calcular las porciones y aprovecharlas bien.

 

Rápido pero caro

Adquirir un crédito prendario a través de una casa de empeño, pudiera parecer una opción de financiamiento rápida, pero te puede salir muy costoso. Considera que los préstamos de las casas de empeño son de los más costosos en el mercado financiero. También está la posibilidad de vender en vez de empeñar. Todo depende de cuánto dinero necesites y cuál sea tu capacidad de pago.

Si ya decidiste empeñar, antes de hacerlo:

  • Compara opciones de empresas.
  • Infórmate del porcentaje que te prestarán por tu prenda.
  • Revisa cada cuándo te cobrarán intereses (diarios o por mes).
  • Conoce la tasa, CAT y contrato.
  • Pregunta por la existencia de costos adicionales.
  • Verifica los plazos que tienes para pagar.
  • Pregunta sobre la demasía y los refrendos.

 

Vende lo que no utilices

Otra forma para enfrentar la cuesta de enero es vender a través de Internet aquellos obsequios que te dieron y no te gustaron, regalos que no son útiles o que ya tenías. Hay sitios de subastas que pueden ser de gran ayuda para obtener algo de dinero.

 

Anticípate al próximo año

Ten presente que la forma en que administres tu dinero, determinará qué tanto provecho puedes sacarle. Planifica y separa una cantidad de dinero todos los meses, para que al llegar nuevamente fin de año, te veas liberado de problemas financieros.

 

Ya tienes los tips necesarios para no atravesar un mes complicado. Recuerda que lo mejor es prever tus futuros gastos para siempre estar preparado y no te sea difícil atravesar algún percance. ¡Cuida tus finanzas!

 

 

FUENTE: https://www.condusef.gob.mx/Revista/index.php/usuario-inteligente/consejos/612-cuesta-de-enero

Leave a Reply

Open chat
Hola, ¿cómo podemos ayudarte?